Secreto profesional

Secreto profesional

El fisioterapeuta es un profesional sanitario que forma parte de un equipo multidisciplinar y su actividad consiste en el tratamiento de pacientes mediante terapias físicas. Tiene acceso a información relativa a los pacientes: datos recogidos en la Historia Clínica, pruebas realizadas, sus propias observaciones, tratamientos aplicados, evolución del paciente o confidencias del enfermo. De toda esta información ha de guardar secreto como el resto de miembros del equipo profesional y, si esa información la emplea en publicaciones científicas, lo hará de tal manera que sea imposible la identificación de los pacientes.
El secreto profesional obliga a los profesionales a no revelar ningún hecho, ni dar a conocer ningún documento de los que hubiere tenido conocimiento por razón del ejercicio de su profesión. Éste forma parte de la responsabilidad profesional y de las funciones de la profesión, dado que las funciones no son más que el reconocimiento que para con la sociedad se adquiere al terminar la formación y preparación que habilitan legalmente para ejercerla.
El fisioterapeuta respetará el derecho de los pacientes a la intimidad y mantendrá en secreto toda la información que reciba en razón de su actuación profesional y sólo podrá utilizarla, sin divulgar los datos personales que conozca, con finalidades docentes o estadísticas con el consentimiento del usuario.

1 opinión en “Secreto profesional”

  1. Aunque el secreto profesional es algo necesario, en algunas ocasiones, no estoy a favor de éste. Por ejemplo, en el caso de una persona que tiene una enfermedad terminal y no quiere que sus familiares lo sepan, el personal sanitario debe guardar secreto. En un caso como este y si yo fuera familiar cercano de este paciente, me gustaría estar informada de su enfermedad a pesar de que él/ella no quisiera que lo supiera. En casos como este no estoy de acuerdo con el secreto profesional.

Deja un comentario